Datacenters


Una de las sorpresas que la gente se suele llevar cuando cuento lo que es Windows Azure es que nos hemos convertido en una empresa que vende servicios de un centro de datos. Nos dedicamos a vender servicios que funcionan en un centro de datos que nosotros mismos hemos construido y que nosotros mismos operamos. ¿Como un hosting? Mi opinión personal es que conceptualmente no es más que un hosting.

O si queréis, es la siguiente etapa en la industria del hosting, porque eso es el cloud computing público.

Porque aunque conceptualmente muchos de los servicios sean parecidos, lo que cambia radicalmente es la manera de construirlos y operarlos.

En el año 2001 o 2002 los de Communicatios Sector (división que vende y hace negocios con telecos y media) nos fuimos a hacer una visita a nuestras oficinas centrales en Redmond y una de las actividades más importantes era una visita al centro de datos del edificio 8, en el que funcionaba Microsoft.com y MSN. Era una pequeña sorpresa que les teníamos reservada. Eran lo más granado del mundo del datacenter en España, y muchos de ellos pensaban en Microsoft como la empresa del Windows y el Office (en aquel momento ni siquiera tenía una posición fuerte de verdad en el mercado de redes, correo electrónico o intranet como ahora) y no se podían imaginar que nosotros mismos estuviéramos operando esa maravilla. Ese datacenter era enorme. En un pasillo de racks no se veía el final. Y estaba lleno de servidores. Y lo mejor, completamente vacío de personas. Todo estaba automatizado.

Los centros de datos que dan servicio a Windows Azure hoy son la evolución tras diez años de evolución constante por nuestro departamento llamado Global Foundation Services. De seguir automatizandolo todo. Y de estar en la cresta de lo último en cuanto a eficiencia. ¿Ven la foto? El centro de Dublin no tiene techo. Porque se enfría la mayor parte de los días con el aire de la atmósfera sin enfriar. Eso ahorra un tercio del coste de la vida útil de un servidor.

Miren bien la foto. ¿Ven los contenedores? Los servidores ya no se “enracan” y “desenracan”. Los servidores lo más probable es que no los vea nunca un humano. Están en su contenedor. El fabric (sistema de gestión) los monitoriza e instrumenta 100% en remoto. Un día harán una cosa y otro día harán otra, hasta el día que se les rompa algo, en el que serán desconectados automáticamente. Cuando el contenedor en el que están tenga un porcentaje de fallos se desconecta entero, se llama a un camión y se lleva a reciclaje. De esta manera cada admin puede gestionar de 2.000 a 4.000 servidores.

Todo eso ha hecho que el centro de datos de Dublin haya recibido el premio al mejor datacenter europeo en 2010, que es el tercero seguido que recibe, incluyendo uno que evalúa el código de conducta sobre sostenibilidad. En años anteriores el centro de Chicago también recibió el premio a la mejor iniciativa empresarial de Green IT.

Cuida el planeta: ¡usa Windows Azure!

Skip to main content